Hi girlies!!! Hoy vengo a contarles un poco de los nuevos productos y/o los que se han quedado desde mi pasado blog de All About My Hair que escribí hace algunos meses atrás cuando comencé Emy Saves a Penny.  Las que me siguen por Instagram @emysavesapenny saben que aunque amé ser rubia por un tiempo, el pasado mes de noviembre decidí deshacerme de mi balayage y me teñí el cabello de mi color natural. No mucho ha cambiado en la forma que me peino, pero sí en la condición de mi melena. Desde que el balayage hizo su despedida, puedo decir que mi cabello ha estado aún más saludable ya que mis puntas ya no se parten con tanta facilidad. Además de que para estos meses donde se acerca el calor del verano, siempre procuro recortarme de 2 a 3 pulgadas y eso ayuda a que el pelo se revitalice.

Mi rutina sigue siendo la misma: me lo lavo en la noche, me acuesto con él semi mojado y al otro día me lo plancho. Pero hace 3 o 4 meses me compré un blower de Revlon® en Walmart que uso cuando no quiero pasarme la plancha y quiero secarme el pelo por encimita para lucir un look más natural. Ya que mi cabello es bastante finito y naturalmente lacio-ondulado (o sea, que no es ni 100% lacio ni 100% ondulado), hace que el peinarme sea bastante fácil. Estos son los productos que uso que me funcionan al máximo y lo mejor, ¡son todos súper económicos!

  1. Shampoos:

    Los que uso son el Charcoalogy® Detoxifying Shampoo para cabellos normales y grasosos y el Herbal Essences® Naked Moisture Rosemary & Herbs Shampoo ($4.99)El de Charcoalogy lo conseguí en Marshalls por solo $7.99 y me gusta porque me limpia súper bien el cuero cabelludo para eliminar el exceso de grasa y aunque es a base de carbón, no me lo reseca para nada. Me lavo primero con él para comenzar con un canvas limpiecito y luego me lavo con el de Herbal Essences. Este me encanta porque no contiene parabenos ni silicona, así que no deja ningún residuo en mi pelo y aún así lo deja bien hidratado. Como tengo el pelo tan fino, absorbe la grasa del cuero cabelludo aún más rápido. Es por eso que trato de usar shampoos que me laven bien el cabello sin resecarlo para no producir más grasa de lo normal.

  2. Acondicionador:

    El que llevo usando ya un tiempito es el Garnier® Fructis Whole Blends Coconut Water & Vanilla Milk Hydrating Conditioner. Además de que huele a gloria (¡amo el coco!), me deja el cabello bien suavecito e hidratado. Compré el pote grande en Walgreens por solo $6.99  y sé que me va a durar un montón de tiempo. Lo mejor es que, además de dejarme el pelo bien sedoso, el olor dura un montón de tiempo en el cabello. ¡Lo recomiendo 100%!

  3. Detangler

    Como mencioné, siempre me inclino a productos ligeros pero que ayuden a hidratar el cabello sin dejarlo grasoso. Es por eso que cuando vi este producto fue directito a mi carrito de compras. Es el L’Oréal Power Moisture 10 Second Hydra-Detangler. Cuando espero los 10 minutos después de lavarme el pelo, me unto este spray por toda mi cabellera antes de desenredarlo y me funciona súper bien. Cuando me lavo el pelo, tiende a enredarse mucho la parte de la pollina, y con este spray se me hace bien fácil peinarlo. Además de que lo deja hidratadito y se evapora una vez se seca el pelo. Lo consigo casi siempre en alrededor de $6.00 en la farmacia.

  4.  Leave-In Conditioner:

    El fin de semana pasado, recibí un PR Box de Garnier® Puerto Rico e incluía este leave-in conditioner de su línea de Whole Blends a base de aceite de oliva. Lo he usado ya dos veces y me encanta porque hidrata mi puntas y es bien ligero. ¿Cómo lo uso?  Luego de desenredar el pelo, coloco en mi mano una cantidad similar a una peseta y con mis dedos lo voy suavizando desde la mitad del cabello hasta las puntas.  Luego lo cepillo para que se mezcle uniformemente en mi pelo. Todo lo que me ayude a hidratar mis puntas es un winner para mí ya que aunque tengo el cuero cabelludo grasoso, mis puntas son bien resecas. Such is life! El precio varía por establecimientos, pero lo he visto en alrededor de $4-$5.

  5. Serums

    Ya cuando el pelo está 60% seco, procedo a colocarme este serum de TRESemmé. Es el Split Remedy Serum ($4) y lo uso porque me ayuda a evitar las odiosas puntas abiertas u horquetillas. Get it! Es buenísimo.

  6. Styling Spray

    Al otro día, antes de comenzar a plancharme el pelo siempre aplico un spray para protegerlo del calor. El que siempre he usado es el TRESemmé Thermal Creations Heat Tamer Spray, pero últimamente no lo consigo con tanta facilidad y no estoy clara si lo descontinuaron (¡Espero que no!). Conseguí este de L’Oréal en Walgreens en $6 y me gusta porque es bastante similar al de TRESemmé. Es el Sleek It Iron Straight Heatspray y este promete que tu cabello durará 3 días laciecito, además de protegerlo del calor hasta 450 grados. Win!

  7. Gotitas

    Una vez termino de plancharme el pelo y quede súper set, siempre me gusta untarme unas gotitas para hidratar las puntas. El que uso es el TRESemmé Nourishing Rituals Cashmere Touch Hydrating Serum ($5). Este producto es un dupe perfecto del MoroccanOil Treatment y esto me hace feliz porque por mucho menos dinero te brinda los mismos resultados.

  8. Dry Shampoo

    A los 3-4 días de lavarme el pelo siempre se me pone grasoso, y un shampoo seco es mi solución. Algunas de ustedes me han comentado que se lavan el pelo casi todos los días y me respuesta es “¡NO NO NO!”  Como mencioné en el post original, nunca es recomendable lavarte el pelo todos los días porque lo vas a resecar demasiado, por más grasoso que sea. Si me lo lavara todos los días, esto (aunque no lo crean) hace que el cuero cabelludo produzca MÁS grasa de lo normal. Me explico. Siempre es bueno que el cabello absorba un poco de su aceite o grasa natural para que no se reseque ni se parta con tanta frecuencia. Cuando lavas el pelo todos los días, esto hace que el cuero cabelludo se reseque, haciendo que produzca aún más grasa para contrarrestar la resequedad que el lavado diario puede ocasionar. Si tienes el pelo súper graso, te recomiendo que lo entrenes usando un shampoo seco. El que uso y amo es el Batiste Dry Shampoo,($8) especialmente el formulado para cabellos oscuros porque tiene un poco de tinte para no dejar esas manchas blancuzcas que dejan otros shampoos secos. Ya para el día 4-5, me lavo el cabello y repito todo este procedimiento. Lo consigo en la farmacia y a veces en mi segunda casa: Marshalls.

Herramientas que uso para peinarme

Plancha

La plancha que uso y me encanta es la T3 SinglePass Straightening Iron ($180). Literalmente con una pasada mi cabello queda lacio, brillosito y suave. Las placas de esta plancha son de cerámica y turmalina, elementos que ayudan a proteger el cabello y que quede bien pulido sin mucho trabajo. Esta plancha hace que mi tiempo de peinarme sea a las millas y deja mi pelo espectacularmente lacio. Aunque esta plancha es una inversión, los resultados realmente hacen que el costo valga la pena. Además, si quieres cuidar tu melena, es esencial invertir en las herramientas que usas en tu cabello. Las planchas módicas que vemos en la farmacia no dan los mejores resultados y pueden maltratar el cabello.

Blower

Como les conté al principio, recientemente me compré un blower en Walmart y es el Revlon 1875W Ionic Styler Dryer ($15). Como no me paso blower, compré este para resolver en esos días que no me quiero pasar la plancha y lo quiero arreglar un poco, o cuando me lavo el cabello el mismo día en que me voy a pasar la plancha y está ya casi seco, me lo paso para avanzar. No es el mejor del mundo, pero hace su trabajo. Si tu cabello es más ondulado, riso o simplemente buscas una opción para un blower espectacular y de calidad sin tener que pagar $300 por él, te recomiendo el favorito de mami: el BaByliss® Super Turbo Hair Dryer. Lo puedes conseguir en Sally Beauty por solo $60. ¡Nada mal!

Espero que estos productos les sirvan de ayuda así como me funcionan a mí para tener la melena siempre saludable y bella. ¿Cuáles productos usas tú? ¡Déjame saber en mi Facebook e Instagram!

Hasta la próxima,